10 octubre, 2017

Criopreservación de Embriones

 

Es un procedimiento importante dentro de los programas de reproducción asistida porque permite obtener el máximo provecho a un ciclo de estimulación ovárica contralada. La vitrificación consiste en someter a los embriones a un medio crioprotector, ser congelados a temperaturas bajo 0ºC y luego almacenados en nitrógeno líquido a -196ºC. La técnica permite criopreservar embriones excedentes de buena calidad dentro de un ciclo de estimulación, diferir la transferencia embrionaria en casos de hiperestimulación ovárica, mala receptividad endometrial y en aquellas pacientes que serán sometidas a tratamientos de radio o quimioterapia. Se pueden criopreservar cigotos (2PN) y embriones en estadío de desarrollo día 2 al día 5-6 en Blastocisto.

 

La congelación de embriones es un procedimiento de rutina para la preservación de la fertilidad tanto médica como social. Debido a que la congelación de embriones requiere esperma, la congelación de embriones podría no ser una buena opción para las mujeres que no tienen un socio comprometido. Por esta razón, muchas mujeres solteras eligen la congelación de óvulos en su lugar. La congelación de embriones; sin embargo, sigue siendo el mejor y más establecido método de preservación de la fertilidad social para parejas en relaciones estables.

¿Cuántos embriones congelar?

El número de embriones que se  consideren congelar debe ser decidido mucho antes de la aspiración / inseminación de óvulos, lo cual es además respaldado con los consentimientos de autorización firmados por la pareja en tratamiento, y su número dependerá de la edad de la paciente, estado de reserva ovárica, y consenso entre la pareja.